Select Page

MEMORIAS DE LA MEMORIA / SERPAJ

El Servicio Paz y Justicia (SERPAJ) es una organización social de inspiración cristiano-ecuménica que busca promover los valores de la paz, la solidaridad y la no violencia.Constituido en los primeros años de la década del ´70a partir de la iniciativa de un conjunto diverso de activistas, organizaciones y referentes del movimiento de la no-violencia y la teología de la liberación en América Latina, se planteó originariamente como una red de cooperación y solidaridad entre países como Argentina, Brasil, Chile, Uruguay, Perú, Paraguay, Ecuador y Colombia, entre otros, en el marco de un contexto represivo de alcance continental. Desde entonces, Adolfo Pérez Esquivel, referente del movimiento de la no-violencia en nuestro país, se convirtió en una de sus principales figuras.

En la Argentina, y en el marco de una escalada represiva que desembocaría en el golpe militar del 24 de marzo de 1976, el SERPAJ fue uno de los principales ámbitos de acción y denuncia por casos de violación de los derechos humanos y, fundamentalmente, de desaparición forzada. En este contexto, promovió y participó activamente de la creación de nuevos organismos de derechos humanos abocados a la recepción de denuncias y el acompañamiento de los familiares y víctimas.En 1980, con motivo de su compromiso con la defensa de los derechos humanos de los pueblos de América Latina y de su propio secuestro y encarcelamiento, Adolfo Pérez Esquivel fue galardonado con el Premio Nobel de la Paz.

Una vez restaurado el orden democrático, y desde una mirada que hace foco en los derechos humanos de las personas y de los pueblos, el Servicio Paz y Justicia fue desplegando diversas líneas de acción orientadas al acompañamiento y el cuidado de los sectores más vulnerables de la sociedad, entre ellos: la infancia –a partir de los espacios de capacitación y formación denominados “Aldeas Jóvenes para la Paz” y del trabajo con niños y adolescentes en situación de calle- y los pueblos originarios.Desde los inicios, y a partir del trabajo permanente con los más humildes y desprotegidos, el Servicio Paz y Justicia se propone, aún hoy, aportar a la construcción de autonomía, libertad y autodeterminación de los pueblos.

Video

Audio en Español